Vida cotidiana | Una imagen de Ginebra

Puente de Ginebra

Vida cotidiana

Ir a donde tenga que ir
Plantar un árbol nuevo
Regar el jardín aunque llueva sin parar
Engrasar la rueda
y comprobar los frenos
Leer el periódico sin el deseo
de emigrar
Recibir a los amigos
Poder olvidar
¿Rosas o gallinas?
Escribir poemas
y no hacer caso de la música de los violones
del cielo
que está azul o cubierto.

R. Brambach

La vida cotidiana de una ciudad junto a un lago —Leman—. Ginebra, Genava, de origen céltico, “la boca de las aguas”; anexionada a Suiza hace exactamente cuatro días (en 1814). Un país que se recorre en dos o tres pasos.

“Vida cotidiana” es un poema del suizo Rainer Brambach (1917 – 1983). Ocho años de escuela primaria, ejerciendo luego diferentes oficios de artesano. Después trabajó en la agricultura. A partir de 1959 se dedica a escribir.

By | 2016-11-28T17:58:11+00:00 junio 11th, 2015|Suiza, Una imagen, una historia|1 Comment

About the Author:

Beatriz Lizana. Curiosa ad infinitum. Creativa. La escritura y la fotografía como herramientas para entender el mundo. "Puedo prometer y prometo que jamás dejaré de aprender".

One Comment

  1. […] El día que pisé Ginebra mis oídos se alegraron de escuchar, una vez más, el zumbido de la lengua francesa. Salí del tren a una hora en la que la Gare Cornavin era lo más parecido a una colmena de suizos siseantes, que hablaban un francés prácticamente idéntico al de sus vecinos los franceses. Me ofrecí a ayudar a una señora con su maleta gigante y sus tres chiquillos. Durante todo el camino, los tres no habían parado de hablar entre sí algo que sonaba como alemán. “Merci, madame!” me agradeció el que tendría unos 13 años, de enorme sonrisa, cuando dejé la maleta en el suelo. […]

Únete al experimento y comenta. Sigamos creando.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.